Instruments by brand

Instruments by manufacturing standard

Thermometers for liquids

En cocina, saber la temperatura exacta de nuestras elaboraciones tanto líquidos como sólidos es esencial. Por ello los termómetros para líquidos son clave a la hora de cocinar ciertos alimentos.

Por ejemplo, al realizar una cocción, un escaldado o al esterilizar el material de cocina hay que asegurarse de que la temperatura llega al nivel adecuado y se mantiene durante el periodo de tiempo necesario. La única manera de asegurarse al 100% es utilizar uno de estos termómetros.

Dentro de cada uno de ellos podemos encontrar muchas opciones: los hay digitales con pantalla LCD, que nos permitirá leer las mediciones de una forma muy cómoda; también podemos encontrar termómetros analógicos, los de toda la vida, que no requieren de mantenimiento y nos durarán toda la vida si somos cuidadosos.

¿Qué diferencia a un termómetro para líquidos?

Un termómetro de líquidos, como su propio nombre indica, se puede sumergir en líquidos o semilíquidos y cuentan con una gran precisión. Se pueden diferenciar dos tipos: los que cuentan con una sonda integrada y son completamente resistentes al agua y los que cuentan con una sonda impermeable conectada al instrumento, pudiendo este ser impermeable o no.

En cualquier caso la sonda debe ser completamente compatible con agua u otros líquidos; si no el momento en que hagamos la medición podríamos estropear los termómetros de cocina para líquidos.

¿Qué miden?

Con un termómetro digital con sonda para líquidos podremos controlar la temperatura de leche, caramelo, baños de agua y cualquier líquido. Pero no solo eso, algunos modelos con sonda de pincho también nos permiten medir carnes a la parrilla o en barbacoas.

Su principal ventaja es que son muy sencillos de usar y en cuanto te acostumbras ya no podrás cocinar sin ellos.

¿Para qué se usa el termómetro para líquidos?

Cuando tenemos que hacer algunas frituras, nos será muy práctico identificar a cuántos grados está el aceite en ese momento; por ejemplo, evitando que los alimentos se nos puedan llegar a quemar por fuera, pero por dentro sigan crudos.

También son muy útiles cuando estamos preparando caramelo. Este proceso requiere de un control preciso de la temperatura según el tipo de caramelo que queramos elaborar, desde almíbar de pelo hasta “bola dura” el caramelo pasa por muchas fases y todas ellas tienen sus aplicaciones, cada una necesita de un tiempo y temperatura distintas. Un termómetro de caramelo es la herramienta perfecta para estos casos.

Nos ayudan a cocinar con una mayor precisión: muchas veces es suficiente con experiencia e intuición, pero para eso hace falta práctica, los termómetros de cocina nos ayudan a acertar el 100% de las veces.

Con un termómetro especializado para líquidos, caramelo u otra aaplicación, por mucho que cambien las variables del cocinado, sabremos que la temperatura no será nunca el problema.

5,99 € transport FEE! Free shipping* for orders over 40€

(*)FREE SHIPPING in peninsular Spain for orders exceeding 40€ Portugal, France, Italy, Belgium, Netherlands, Luxembourg, Andorra, Germany, Austria and United Kingdom for orders exceeding 250€